Radiografía de… Tartas Quaker sabor pay de limón (30 g, 2 galletas)

22 mayo, 2017 | : Análisis de productos

  • Endulzadas con edulcorantes no calóricos.
  • Contiene ¡44 ingredientes en total!, de los cuales 25 son aditivos (como la tartrazina, TBHQ, dióxido de titanio) que generan impactos negativos en la salud.

Por: Xaviera Cabada

22 mayo 2017. Échale un vistazo a nuestras radiografías de productos: sencillas, concisas y completamente documentadas.

 

Tartas Quaker sabor pay de limón (30 gramos, 2 galletas):

 

Azúcares:

2 gramos (g) por porción de 30 g o 2 galletas.

Los edulcorantes no calóricos artificiales, como la sucralosa o asesulfame K, generan un gusto por sabores intensamente dulces y también inducen a consumir mayores cantidades calóricas, ya que interfieren con los centros de saciedad.

Por ello, se ha visto que las personas pueden llegar a consumir hasta el doble de las calorías.1

Sodio:

68 miligramos (mg) de sodio por cada porción de 30 g o 2 galletas.

Recordemos que las altas ingestas de sodio se han asociado a padecimientos como presión arterial elevada o hipertensión entre otros padecimientos.2, 3

Ingredientes:

Jalea sabor pay de limón [polidextrosa, malitol (xx/100 g de producto)], glicerina, sólidos de manzana, aceite de coco, sorbitol (0.65/100 g de producto), pectina, citrato de sodio, saborizante, dióxido de titanio, ácido málico, jugo concentrado de limón, benzoato de sodio, sorbato de potasio, sucralosa, (0.008 g/100 g de producto), tartrazina, harina de trigo, grasa vegetal, TBHQ, palmitato de ascórbico (tocoferoles), isomalt (6,12 g/100 g de producto), salvado, polidextrosa (contiene sorbitol 0.03 g/100 g de producto), inulina, sólidos de mantequilla, fibra de avena, jarabe de maltitol (043 g/100 g de producto), saborizantes, lecitina de soya, germen de trigo, sal yodada, huevo, esteres de poliglicerol de ácidos grasos, ácido cítrico, caramelo clase I, glicerina, mono y diglicéridos de ácidos grasos, estearoil lactato de sodio, sucralosa, acesulfame K, citrato de sodio.

Contiene ¡44 ingredientes en total!, de los cuales 25 son aditivos.

El resto son: jalea, harina refinada, ácidos grasos (entre ellos: glicerinas, mono y diglicéridos, ácidos grasos sueltos, poligliceroles, sólidos de mantenquilla, aceite de coco), fibra (de avena y salvado), sólidos de manzana, jugo concentrado de limón (jugos de concentrado son considerados un tipo de endulzante), huevo.

Colorantes y aditivos:

La tartrazina o el amarillo 5 es un derivado del petróleo, el cual se ha visto tener un impacto de forma aguda en la conducta de los niños induciendo hiperactividad y déficit de atención, además de ser altamente alergénica.4

Los padres de familia deberían de ser alertados a través de una leyenda en el producto sobre el contenido de este colorante y sus efectos en la salud en niños.5

Sobre el dióxido de titanio se han visto los siguientes efectos en la salud: irritación del tracto respiratorio superior, tos, dificultad para respirar; irritación de las membranas mucosas, náuseas, dolor abdominal, vómito y diarrea, también puede ocurrir lesión en el riñón; irritación en piel y dermatitis, así como irritación ocular.6

Respecto a el THQB es un químico sintético. Su ingesta prolongada provoca efectos como náuseas, vómitos, zumbido en los oídos, delirio, sentido de asfixia, colapso.

En estudios en animales se ha visto efectos en el hígado en dosis muy bajas, resultados positivos en las pruebas de mutación in vitro en células de mamífero, cambios bioquímicos en dosis muy bajas, efectos en la reproducción a dosis altas.7

Etiquetado:

El etiquetado es exageradamente engañoso.

En el etiquetado frontal se expone que no contiene azúcar, haciendo creer al consumidor que no contiene ningún tipo de endulzante (salvo aquellos no calóricos).

Sin embargo, contiene otro tipo de “azúcares”, como el jugo de limón concentrado, polidextrosa, jalea, etcétera.

La Norma Oficial Mexicana para etiquetado (NOM-051) establece que al contener azúcar de mesa la declaración debe ser “azúcar”, pero al contener otros endulzante la nomenclatura debe ser “azúcares”.8

Establecer en el etiquetado frontal que el producto no contiene azúcar no “infringe” la norma, pero sí es un claro engaño a los consumidores.

El mismo caso aplica para la leyenda: “con avena de grano entero”.

Todo tipo de avena (o cereal) en origen proviene de grano entero. No existe avena que no provenga de grano entero. Sin embargo, el producto sólo contiene fibra de avena, no la avena entera. No es lo mismo.

Este tipo de mezcla de mentiras con verdades y de juego de palabras son engañosas a los consumidores que generalmente en unos cuantos segundos evalúa la etiqueta.

Por tanto, es frecuente que no se logren detectar estos engaños puesto que son altamente sofisticados.

El tipo de etiquetado que se requiere es un tipo de etiquetado que realmente oriente a los consumidores, que alerte con respecto a los contenidos de los productos y que permita se realicen selecciones basadas en la información, no en estos engaños estructurados.

Nuestra valoración:

Evitar en niños, niñas, mujeres embarazadas y en periodo de lactancia, por el colorante asociado a hiperactividad y déficit de atención y por el contenido de edulcorantes no calóricos.

En adultos, consumir con precaución por su alto contenido de aditivos.

Pacientes con cáncer, evitar por completo.

Te proponemos:

Galletas integrales caseras de limón.

_____________________________________

  1. Holly Strawbridge. Artificial sweeteners: sugar-free, but at what cost? Harvard Health Publications, Harvard Medical School, 2012. Disponible en: www.health.harvard.edu/blog/artificial-sweeteners-sugar-free-but-at-what-cost-201207165030.
  2. WHO (2012). Guideline: Sodium intake for adults and children. Geneva, World Health Organization (WHO). Disponible en: www.who.int/nutrition/publications/guidelines/sodium_intake_printversion.pdf.
  3. Harvard T.H. Chan, School of Public Health. Health Risks and Disease Related to Salt and Sodium. The Nutrition Source. Disponible en: www.hsph.harvard.edu/nutritionsource/salt-and-sodium/sodium-health-risks-and-disease/.
  4. CSPI (2014). A Summary of the Science Linking Food Dyes with Impacts on Children’s Behavior. Disponible en: www.cspinet.org/fooddyes/Food-Dyes-Fact-Sheet.pdf.
  5. Bateman y cols. (2004). The effects of a double blind, placebo controlled, artificial food colourings and benzoate preservative challenge on hyperactivity in a general population sample of preschool children. Arch Dis Child 89: 506-511. Disponible en: adc.bmj.com/content/89/6/506.
  6. Toxicología de Alimentos, TBHQ-Butil-hidroquinona terciario. UNAM-Facultad de química. Disponible en: alimentosyaditivos.blogspot.mx/2011/02/tbhq-butil-hidroquinona-terciaria-e-319.html.
  7. GTM-Grupo Trasmerquim (2014). Hoja de Datos de Seguridad Dióxido de Titanio. Disponible en: www.gtm.net/images/industrial/d/DIOXIDO%20DE%20TITANIO.pdf.
  8. Norma Oficial Mexicana NOM-051-scfi/ssa1-2010, Especificaciones generales de etiquetado para alimentos y bebidas no alcoholicas preenvasados-Informacion comercial y sanitaria. Disponible en: www.dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5137518&fecha=05/04/2010.

Notas relacionadas

Radiografía de… Mayonesa light Hellmann’s (10 g, 2 cucharadas cafeteras) > leer

Radiografía de… Yogurt bebible Svelty Figura 0% (envase de 225 g) > leer

Radiografía de… Powerade Ion4, Zero (600 ml, 1 botella) > leer

El poder de… El haba > leer

Un menú práctico, saludable y barato #74 / ¡Menú para niños y niñas! > leer