Necesario aumentar impuesto de $1 a $2 por litro de refresco

11 septiembre, 2013 | : Salud, Propuestas, Salud nutricional

• Cada 4 camas de hospital 3 está ocupadas con pacientes cuyos padecimientos son consecuencia de obesidad y sobrepeso.
• En México hay 80,000 muertes al año solamente a causa de la diabetes.
• Actualmente, 7 de cada 10 adultos y 1 de cada 3 niños, niñas y adolescentes en nuestro país ya presentan sobrepeso u obesidad, incrementando su riesgo de padecer diabetes y otras enfermedades crónicas.

10 septiembre 2013. Las organizaciones que integran la ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA —de la que somos parte— y la senadora de la República Marcela Torres Peimbert reconocieron que el jefe del Ejecutivo incluyera en su iniciativa de reforma fiscal y hacendaria un impuesto a las bebidas azucaradas y solicitaron que éste se duplique.

“Un reconocimiento al Poder Ejecutivo por haber sido sensible ante estos temas tan importantes y que ponen además en riesgo la viabilidad de todo el sistema público de salud”, señaló la senadora Torres Peimbert.

Sin embargo, señalaron que para que el impuesto realmente sea efectivo y se logre un decrecimiento en el consumo y que esto se vea reflejado en disminución de problemas de obesidad, sobrepeso y enfermedades como la diabetes, es necesario que el impuesto al refresco y las bebidas azucaradas sea no de $1, sino de $2 pesos por litro.

Además, las organizaciones señalaron que este impuesto debe ir acompañado de otras medidas.

“La inclusión de un impuesto en apoyo a la salud de los mexicanos, al gravarse las bebidas azucaradas es un paso que tiene que ser seguido de otras propuestas, porque el sistema de salud pública en nuestro país está colapsado por la obesidad y la diabetes. Actualmente, 7 de cada 10 adultos y 1 de cada 3 niños, niñas y adolescentes en nuestro país ya presentan sobrepeso u obesidad, incrementando su riesgo de padecer diabetes y otras enfermedades crónicas”, sostuvo Katia García, nutrióloga e investigadora de la organización El Poder del Consumidor.

Estos impuestos pueden recabar recursos para impulsar políticas públicas que logren modificar, lo que los científicos llaman, el ambiente obesigénico. La Estrategia Nacional para la prevención y control de la Obesidad y la Diabetes debe integrar esta y otras medidas para que juntas logren modificar el ambiente que propicia el aumento de peso.”, agregó.

Anabel Velasco Bernal, investigadora del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), señaló que el aumento de impuestos a las bebidas azucaradas debe acompañarse de medidas como garantizar el acceso al agua potable a toda la población, así como el etiquetado de alimentos y una comunicación educativa.

Luis Encarnación, de la Fundación Mídete, exhortó a los legisladores federales a no dejarse presionar por la industria durante la discusión de estas reformas y aprobar este impuesto, cuyo objetivo, dijo, es proteger el derecho a la salud y a la alimentación sana de los mexicanos.

“Esta medida no está aislada, no es una medida que sola que vaya a solucionar el problema de la obesidad, sino que va a estar acompañada de otras medidas, como regulaciones en el etiquetado, en la publicidad, en el acceso a agua potable en las escuelas y espacios públicos, en campañas y educación nutricional que beneficien a la población”, concluyó.

Torres Peimbert recordó que en México tenemos 80,000 muertes al año solamente a causa de la diabetes; y de cada 4 camas de hospital 3 está ocupadas con pacientes cuyos padecimientos son consecuencia de obesidad y sobrepeso; de cada 10 mexicanos 7 padecemos obesidad o sobrepeso, solamente 3 están en peso.

Descarga de archivo

Mensaje de la senadora Marcela Torres Peimbert > descargar (PDF, 248 Kb)

Notas relacionadas

Promueve campaña impuesto al refresco y acceso al agua > leer

Demandamos impuesto al refresco > leer

Encuesta nacional sobre obesidad (2ª entrega) > leer

Encuesta nacional sobre obesidad (1ª entrega) > leer

Por interferencia de empresas peligra estrategia antiobesidad > leer