Peligran productores de destilados de agave

22 febrero, 2012 | : Monopolios y competencia, Empresas

21 febrero 2012. El Poder del Consumidor ha solicitado, como miembro del Consejo Consultivo del Consumo de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), a la propia Profeco y a la Secretaría de Economía (SE), que abran el proceso de consulta para la reelaboración del anteproyecto de Norma Oficial Mexicana (NOM-186) para las bebidas elaborados de agave fuera de las denominaciones de origen.

El anteproyecto de NOM-186 que presentó la SE y Profeco ante la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer) recibió un dictamen negativo por parte de la Comisión Federal de Competencia (Cofeco) y la misma Cofemer, y se encuentra ahora en proceso de reelaboración en la SE. A este proceso no han sido convocados los productores, comercializadores y consumidores de destilados de agave que son elaborados fuera de las denominaciones de origen.

Como lo hemos señalado anteriormente, estas bebidas destiladas o licores de agave, llamadas popularmente “mezcales”, y que incluyen al tequila y al bacanora, se producen de manera tradicional en 26 entidades federativas a partir de, por lo menos, 39 especies de agave. Las denominaciones de origen Mezcal, Tequila y Bacanora sólo incluyen 13 de estas 26 entidades y sólo mencionan explícitamente a seis de estas 39 especies.

Alejandro Calvillo, nuestro Director en El Poder del Consumidor, señaló: “La cantidad de especies y entidades federativas donde se elabora mezcal es mayor a las que están incluidas en las denominaciones de origen. Es obligatorio que en la elaboración de esta norma que les afectará, se les consulte. Sin embargo, a quienes se consulta son a las grandes corporaciones tequileras que ya están en manos de empresas trasnacionales”.

Como lo ha señalado ya la Cofeco, el anteproyecto de NOM-186 es anticompetitivo provocando el desplazamiento de un sinnúmero de productores del mercado, obligándolos a no poder informar verazmente a los consumidores sobre el origen y calidad de su producto, obligándolos a adulterar sus destilados e impidiéndoles nombrarlos como lo han hecho de manera tradicional durante cientos de años.

“Estamos de acuerdo en la necesidad de una norma que regule a los destilados de agave que se encuentran, injustamente, fuera de la denominación de origen. Consideramos que existe un enorme potencial de mercado para el tequila, la bacanora y los mezcales en el país y el mundo, y que deben desarrollarse tantas denominaciones de origen como regiones mezcaleras y agaves mezcaleros existen en la República Mexicana. Las denominaciones de origen y las normas deben ser un impulso al desarrollo regional y no un reforzamiento a las prácticas oligopólicas y la anticompetencia”, declaró Alejandro Calvillo.

Notas relacionadas

Consumidores: entre tequilas y mezcales* > leer

Impiden volver al AGAVE marca, pero la amenaza… > leer

En riesgo parte del patrimonio biológico y cultural mexicano > leer

Pretenden tequileros excluir mezcales artesanales > leer

No al registro de AGAVE como marca > leer