México afectado por la gran epidemia de diabetes sumada a la pandemia de COVID-19

12 noviembre, 2020 | : Salud, Prensa, Salud nutricional

Ilustración con la leyenda Día Mundial de la Diabetes 14 de noviembre

  • Tan solo en el 2018, en nuestro país fallecieron 106 mil 525 personas a causa de la diabetes, esta enfermedad es la segunda causa de muerte a nivel nacional, de acuerdo con Inegi.
  • México presenta el mayor consumo de alimentos y bebidas ultraprocesados en América Latina y uno de los mayores en el mundo, una de las principales causas de obesidad y diabetes.
  • Se requieren medidas integrales para dar frente a esta epidemia que, además del etiquetado frontal de advertencia, incluyan la regulación de la publicidad de alimentos y bebidas no saludables, así como la salida de estos productos en las escuelas, además de campañas masivas de orientación alimentaria.

12 noviembre, 2020. En el marco del Día Mundial de la Diabetes a celebrarse este 14 de noviembre, la Alianza por la Salud Alimentaria —de la que somos parte— recordó que México presenta la mayor incidencia de muertes por diabetes entre los países de gran población en todo el mundo.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la diabetes es una de las principales causas de mortalidad a nivel mundial alcanzando 1.6 millones de muertes en 2016,1

Por su parte, el Atlas de la Federación Internacional de Diabetes (FID) informó que la prevalencia de diabetes aumentó a 463 millones de casos en 2019. Esta enfermedad es considerada una emergencia de salud pública por el alto costo que representa para cualquier sistema de salud.2

La situación en nuestro país es alarmante, en 2016 el gobierno mexicano declaró la emergencia epidemiológica por diabetes debido a la alta tasa de casos presentes en el país.

En México, esta enfermedad es la primera causa de muertes en adultos de 45 a 64 años de edad.

En el año 2000 se registraron poco más de 46 mil muertes por diabetes, para el 2018 la cifra aumentó a 106 mil 525 muertes por diabetes.3

Frente a la epidemia por COVID-19 se ha observado que las complicaciones en personas con diabetes son 87% mayores que en las personas sin diabetes.

Datos de las Encuestas Nacionales de Salud y Nutrición (Ensanut) revelan que la diabetes en México ha seguido una tendencia ascendente y un rápido aumento en la prevalencia en los últimos años, pasando de 4.6% en personas mayores de 20 años en 2000 hasta 10.4% en 2018.

Esto representa un total de 8.6 millones de personas con diagnóstico de diabetes actualmente en nuestro país y se calcula que puede haber otros 2 millones no diagnosticadas.4

Entre los estados con una mayor prevalencia para el 2018 se encuentran Campeche (14%), Tamaulipas (12.8%), Hidalgo (12.8%), Ciudad de México (12.7%), Nuevo León (12.6%) y Coahuila (12.3%).

Para nuestro país las proyecciones señalan que para el año 2025 habrán 9 millones de diabéticos y para el año 2045 México ocuparía el sexto lugar en el mundo con 22.5 millones de casos.5

El costo de la diabetes para nuestro país suma cientos de millones de dólares al año.

En el 2014, el IMSS gastó 235 millones de dólares (MDD), mientras que el ISSSTE gastó 73 MDD y la Secretaría de Salud llegó a 152 MDD.

Para el 2016, estas cifras se elevaron a 315 MDD, 89 MDD y 209 MDD, respectivamente, dando un total al año de 613 MDD.6

Para llegar a este escenario, se debe recordar que tanto la diabetes como las enfermedades cardiovasculares tienen una relación directa con la alimentación, en específico con el alto consumo de azúcares añadidos, grasa saturada y sal, nutrimentos críticos que comúnmente se encuentran presentes en los alimentos ultraprocesados y bebidas azucaradas.

México es el mayor consumidor de productos ultraprocesados de Latinoamérica,7 con una ingesta promedio de 214 kg de comida chatarra y bebidas azucaradas al año por persona.

Esto significa que el 30% de la energía que el mexicano consume proviene de estos productos.8

En otras poblaciones se ha observado que por cada aumento del 10% en la energía de la dieta derivada del consumo de ultraprocesados hay un 15% más riesgo de desarrollar diabetes.9

La solución al problema de la crisis de diabetes en México debe ser integral, un gran paso en ese sentido ha sido la implementación del nuevo etiquetado frontal de advertencia que alerta sobre los nutrimentos críticos en un producto. De esta forma la población puede hacer elecciones más saludables. Sin embargo, hay áreas importantes a fortalecer, como lo es la prohibición efectiva de la publicidad de estos productos, la salida de los productos no saludables de las escuelas, una política integral por un sistema alimentario saludables y sustentable, acompañada de campañas masivas de orientación alimentaria.

________________________

1 Global report on diabetes. World Health Organization. World Health Organization; 2017. Disponible en: http://www.who.int/diabetes/global-report/en/, consultado junio, 2019.

2 International Diabetes Federation. Atlas de la diabetes de la FID. 8a ed. [edición electrónica]. 2017; 159. (Consultado el 11/10/2018.) Disponible en: http://diabetesatlas.org/IDF_Diabetes_Atlas_8e_interactive_EN/

3 https://www.inegi.org.mx/contenidos/saladeprensa/boletines/2018/EstSociodemo/DEFUNCIONES2017.pdf

4 Instituto Nacional de Estadística y Geografía e Instituto Nacional de Salud Pública. Encuesta Nacional de Nutrición y Salud 2018. Presentación de resultados. https://ensanut.insp.mx/encuestas/ensanut2018/doctos/informes/ensanut_2018_presentacion_resultados.pdf, 2018.

5 International Diabetes Federation. Atlas de la diabetes de la FID. 8a ed. [edición electrónica]. 2017; 159. (Consultado el 11/10/2018.) Disponible en: http://diabetesatlas.org/IDF_Diabetes_Atlas_8e_interactive_EN/

6 Arredondo A, Aviles R. Costs and apidemiological changes of chronic diseases: implications and challenges for health systems. PLoS One, 2015; 10(3): e0118611.

7 Pan American Health Organization. Ultra-processed food and drink products in Latin America: Trends, impact on obesity, policy implications. Washington, DC : PAHO, 2015.

8 Marrón-Ponce JA, Sánchez-Pimienta TG, Louzada ML, Batis C. Energy contribution of NOVA food groups and sociodemographic determinants of ultra-processed food consumption in the Mexican population. Public Health Nutr. 2018; 21(1):87-93. doi: 10.1017/S1368980017002129.

9 Srour, B.; Fezeu, L.K.; Kesse-Guyot, E.; Allès, B.; Debras, C.; Druesne-Pecollo, N.; Chazelas, E.; Deschasaux, M.;Hercberg, S.; Galan, P.; et al. Ultraprocessed food consumption and risk of type 2 diabetes among participant of the NutriNet-Santé prospective cohort. JAMA Int. Med. 2019, 180, 283–291.

Descarga de archivos

Boletín de prensa > descargar (PDF, 117 Kb)

Notas relacionadas

Lanzamiento de la plataforma digital de calidad de agua en escuelas > leer

Secretaría de Salud, Semarnat y Conacyt se pronuncian en contra del Proyecto de Decreto sobre glifosato y maíz transgénico, y a favor de la salud de la población > leer

Lanzan campaña “Corta por lo sano” para recuperar la salud alimentaria y combatir las epidemias de obesidad, diabetes y fortalecernos frente a la COVID-19 > leer

Las principales causas de muerte en México derivan de una mala alimentación > leer

Profeco debe profundizar acciones contra gran cantidad de productos que violan la normatividad > leer