Radiografía de… Danonino para el lunch sabor fresa

12 marzo, 2018 | : Análisis de productos

  • ¡21 ingredientes! Demasiados para un yogurt enfocado al consumo infantil.
  • Con jarabe de maíz, un tipo de azúcar asociado al desarrollo de sobrepeso.
  • Contiene colorante carmín que puede causar reacciones alérgicas.

Por: Tabata Armenteros

12 marzo 2018. Échale un vistazo a nuestras radiografías de productos: sencillas, concisas y documentadas.

 

Danonino para el lunch sabor fresa de Danone (70 gramos):

 

Azúcares:

Contiene 7.2 gramos (g) de azúcar por porción (70 g), equivalente a casi 2 cucharadas cafeteras que cubren el 29% de azúcar recomendado para el consumo diario de azúcares libres para población infantil.1

Al consumir este producto un niño o niña ya consumió cerca de un tercio de todo el azúcar máximo tolerable en un día en tan solo una porción de 70 g, que además podría estar desplazando un alimento más saludable, libre de azúcares añadidos.

Es alarmante que, según datos de la Encuesta de Salud y Nutrición 2012, estos productos altamente procesados proveen más de un tercio de las calorías que consumen niños y niñas al día, mientras que el consumo de verduras, frutas y leguminosas es muy bajo o inexistente, incluso.

Fibra:

Contiene 1.3 g por porción (70 g), lo que hace este producto pobre en fibra.

Hay que destacar que la poca fibra que contiene proviene de la inulina, una sustancia que, si bien proviene de alimentos naturales, lo más deseable es obtenerla directamente de las frutas, verduras y cereales.

Se debe tomar en cuenta que la fibra tiene múltiples funciones en el cuerpo que nos protegen de enfermedades, como la diabetes, enfermedades cardiovasculares y la propia obesidad.

Los alimentos altamente procesados suelen ser bajos en fibra y otros nutrimentos esenciales, de ahí la importancia de consumir fuentes naturales. En este caso, por ejemplo, es mucho mejor dar un yogurt con fresa entera, que sí tiene fibra y muchos otros beneficios.

Ingredientes:

Leche descremada pasteurizada y/o reconstituida pasteurizada de vaca, preparado de fruta (fructosa, azúcar, fresa, almidón modificado, fosfato tricálcico, ácido cítrico, saborizantes, vitaminas D y C, goma guar, carmín, sorbato de potasio beta caroteno), crema, azúcar, inulina, sólidos de leche, sólidos de jarabe de maíz, almidón modificado, cloruro de calcio, fermentos y cuajo.

Este producto cuenta con 3 endulzantes diferentes, además de almidón modificado que se comporta como azúcar en el organismo.

Particularmente, preocupa el uso de jarabe de maíz en un producto dirigido a niños pequeños.

Este es un endulzante líquido también conocido como jarabe de maíz de alta fructosa (JMAF), que se obtiene del almidón del maíz, comúnmente usado en la industria, ya que es de bajo costo y genera un alto rendimiento.

Se debe mencionar que el almidón utilizado para su elaboración proviene de plantaciones de maíz transgénico, con alta probabilidad de haber sido rociados con agroquímicos, como el glifosato que es altamente tóxico para el que lo manipula, para el suelo y para el medio ambiente.2

Aditivos:

Colorante carmín. Es un pigmento utilizado para agregar o restaurar el color de los alimentos.

Se extrae de la cochinilla, por lo mismo es muy común que los productos resultantes puedan contener trazas de proteína provenientes del insecto.

Debido a esto la FDA ha solicitado incluir una leyenda precautoria en los productos que lo contengan para prevenir reacciones alérgicas a las trazas de proteína presentes en el pigmento provenientes del insecto. Sin embargo, este producto no lo indica.

Según la regulación internacional (Codex Alimentarius) la dosis máxima es de 150 mg por kg de peso corporal.3

Anteriormente, el Danonino regular contenía los colorantes artificiales rojo allura y azul brillante, asociados a hiperactividad en niños, por lo que se considera algo positivo que lo hayan reemplazado por una versión natural, aunque por lo descrito anteriormente debería incluirse la leyenda de advertencia.

Etiquetado:

En el empaque predomina el color blanco de fondo, plasmado al centro la caricatura de un dinosaurio, abarcando casi toda la cara frontal del etiquetado.

A la altura del pecho de la caricatura resalta la marca, el nombre del producto y hace énfasis en que se consuma para el lunch.

En la parte inferior, de lado izquierdo, señala que el producto puede consumirse hasta 6 horas después de permanecer fuera de refrigeración junto con el contenido neto del producto.

En la parte derecha, se resalta con color rojo y un tamaño mayor de letra, que el producto se elabora con fresa natural, sin embargo la cantidad es insignificante y no da en ningún momento al niño la oportunidad de saborear la fresa en su estado natural, ya que está en forma de “preparado” de fruta.

Se indican otras declaraciones que buscan llamar la atención de padres de familia relativas a las características que lo hacen más saludable, como: sin colorantes artificiales, reducido en azúcar, bajo en grasa, fortificado con vitaminas y minerales.

Utiliza la imagen amigable de un dinosaurio que llama mucho la atención a la población infantil, herramienta que ya está prohibida en Chile.

Además, se vende como un producto de fácil consumo debido a las características del empaque que es apachurrable.

Como se mencionó anteriormente, no se muestra una nota precautoria advirtiendo: “Puede ocasionar reacciones alérgicas por contener colorante carmín”.

Es de suma importancia que mejoren las regulaciones del etiquetado de productos especialmente dirigidos para una población tan vulnerable como la población infantil, debido a que es la edad más importante para desarrollar buenos hábitos alimentarios y un adecuado estado de salud para mantenerlo en la edad adulta.

Nuestra valoración:

No se recomienda su consumo habitual debido a que se añaden diferentes tipos de azúcares en su elaboración, contiene aditivos, la cantidad de fruta “natural” es muy mínima y no es ni percibida por el niño, por lo que NO fomenta buenos hábitos alimentarios.

Te proponemos:

Consumir productos con la menor cantidad de ingredientes.

En este caso, yogurt natural que sólo contenga leche y cultivos lácticos, y agregar plátano maduro machacado con trocitos de fresa.

Se puede invitar a niñas y niños a participar en su preparación, que puede ser desde un día antes de ir a la escuela.

_____________________________________

  1. OMS. (2015). Ingesta de azúcares para adultos y niños. 2018, de Organización Mundial de la Salud. Sitio web: www.who.int/nutrition/publications/guidelines/sugars_intake/es.
  2. Paganelli, A., Gnazzo, V., Acosta, H., López, S. L., & Carrasco, A. E. (2010). Glyphosate-based herbicides produce teratogenic effects on vertebrates by impairing retinoic acid signaling. Chemical research in toxicology, 23(10), 1586-1595.
  3. Normas Alimentarias FAO/OMS Codex Alimentarius. Información sobre el aditivo alimentario. Disponible en: www.fao.org/gsfaonline/additives/details.html?id=89.

Notas relacionadas

Radiografía de… Kracao de Ricolino, barra de chocolate amargo y pepita con sal > leer

Radiografía de… Del Valle Coco & Nada > leer

Radiografía de… Natura –Buenos días– Galletas de ajonjolí y miel de Bimbo > leer

El poder de… La semilla de girasol > leer

Un menú práctico, saludable y barato #75 / Menú con ¡el poder de los quelites! > leer